¿QUÉ PASA CON TU PERFIL CUANDO MUERES?

20131111-233945.jpg

En una investigación llamada “Fantasmas virtuales. La resignificación de la muerte en las redes sociales”, la cual fue realizada por estudiantes de la Universidad Autónoma Metropolitana, afirma que, cuando las personas abren una cuenta en alguna red social como Facebook, cada usuario desarrolla una vida virtual, ya que trasladan sus sentimientos e ideología de lo real a lo virtual.
Miles de personas crean una vida virtual, publican en sus muros, suben fotos y videos, comentan publicaciones de otros amigos, hablan con ellos por el chat, desarrollan patrones sociales e individuales.
Pero, ¿qué pasa con esa cuenta cuando una persona fallece?, algunos se cuestionan si siguen vivos o si mueren en la red, la realidad es que uno no puede morir dos veces, sino que el perfil en Facebook se convierte en una ilusión de presencia, los amigos siguen escribiendo, etiquetando y publicando como si el usuario fallecido, siguiera con vida en la red.
El perfil de un usuario muerto es reconfigurado por la comunidad a la cual pertenecía, convirtiendo su perfil en un símbolo o “Cuentas in Memorian”, evocando recuerdos que vivieron con el fallecido, así lo explica el estudio.
Muchos siguen publicando en los muros de personas que han muerto, otros más les cuentan sus problemas, algunos otros les dicen cuanto los extrañan, hay hasta quienes piden un consejo, pero nunca hay respuesta, solo es el sentimiento de querer creer que sigue ahí.
La existencia de estos perfiles dependerá de las interacciones (publicaciones, etiquetado en fotos, etc.) que los usuarios vivos tengan en el perfil, ya que se pretende seguir en contacto con el finado, a pesar de aceptar la muerte de la persona, no se acepta que han dejado de existir.
“Sigue siendo parte de la red porque su perfil está ahí. No podemos eliminar las fotos juntas, no eliminaré las etiquetas. No la planeo bloquear”, son algunas de las frases más típicas al preguntarle a los usuarios vivos de Facebook que harán con la cuenta de un usuario, amigo o familiar ha muerto, mientras que otros dicen que “inconscientemente pienso que sigue viva. Que está muy lejos, el hecho de decir que va a ser siempre mi amigo”.
Esta interacción se podría considerar como una herramienta terapéutica alternativa, ya que contribuiría al proceso de duelo de los usuarios vivos, aunque su uso se cuestiona para aquellos individuos melancólicos, aunque la decisión queda en cada individuo.

Comments on this post

No comments.

It is necessary to login to write comment.

Trackbacks and Pinbacks on this post

No trackbacks.

TrackBack URL